Novedades y noticias> Los Siete Puntos Curativos Chakras.

15 febrero 2016

LOS CHAKRAS

Utilizar piedras y cristales para sanarse uno mismo es un trabajo muy personal. Es conveniente conocerse bien para saber interpretar qué quiere indicarte tu cuerpo cuando hay dolor y se siente malestar y, con intuición, averiguar qué necesita. La sanación consiste en aliviar o reforzar un trastorno tanto físico, emocional o espiritual localizado en un chakra. O en equilibrar las energías de los siete chakras, con la ayuda de las piedras y los cristales, canalizando nuestra energía vital.

Emplear este método para la curación y autoayuda nunca puede verse sustituida por la atención médica profesional.

FORMACIÓN Y PROPIEDADES DE LOS CRISTALES Y GEMAS

Antes de continuar, es conveniente saber cómo se forman y qué son los cristales.

Los minerales son elementos naturales, sólidos e inorgánicos con una estructura cristalina y con una composición química determinada tras un proceso inorgánico. Su composición química y proporción de estos elementos se representan con una fórmula química.

Según su estado los clasificamos como amorfos y cristalinos: 

En los amorfos o vítreos las partículas se encuentran desordenadas. La obsidiana, el ópalo y la moldavita, son ejemplos de materia vítrea. 

En los cristalinos, por el contrario, su estructura interna está ordenada y las moléculas o átomos adoptan formas poliédricas y se disponen de forma tridimensional. Son los cristales. En este caso su estructura interna define su forma externa.

Cada cristal, además, emite un tipo de energía específica, por ej., el cristal de cuarzo vibra al alcanzar una frecuencia de sonido elevada cuando recibe una señal eléctrica.

Una roca es un sólido formado por uno o más minerales.

CURACIÓN CON CRISTALES

No se sabe exactamente cómo los cristales favorecen nuestro estado vital. Quizá sea su propia naturaleza, su estructura interna o la vibración, lo que les otorgan los poderes curativos. Como medicina alternativa, sus propiedades curativas contribuyen a nuestra autocuración, porque son capaces de absorber, dirigir, canalizar y equilibrar la energía vital de nuestro cuerpo y entorno.

Es una forma natural de mejorar nuestro bienestar físico, emocional y espiritual.

Sería bueno que cada uno de nosotros pudiéramos tener unos minutos al día para relajarnos, tocar y contemplar nuestros cristales.

Emplear este método alternativo para la curación y autoayuda nunca puede verse sustituida por la atención médica profesional.

Piedras naturales para equilibrar los chakras.

EL COLOR

Quizá la cualidad que más nos llama la atención a la hora de elegir un cristal sea su color. Y también es posible que sea la más importante cuando los utilizamos para curar, en base a las cualidades concretas designadas a cada color (el rojo es vigorizante, el azul calma, el amarillo nos ayuda a concentrarnos, etc).

Azurita junto con malaquita presenta una poderosa combinación.

Como hemos dicho anteriormente cada color tiene su vibración por lo que el color del cristal influirá a la hora de curar.

Hay SIETE COLORES, del círculo cromático, que están relacionados con SIETE PUNTOS FÍSICOS DE NUESTRO CUERPO, los chakras y elegir la gema con el color correspondiente y aplicarlo en ese chakra significa ayudarnos a reforzar la energía en ese punto o aliviar un trastorno tanto físico, emocional o espiritual relacionado con ese chakra.

LOS SIETE PUNTOS CURATIVOS CHAKRA

El chakra es una concentración de energía circular de una determinada frecuencia, localizada en una parte física concreta del cuerpo (Base, Sacro, Plexo Solar, Corazón, Garganta, Tercer Ojo y Corona). Y al mismo tiempo los siete chakras están relacionados entre sí.

Cada chakra está vinculado con una función física, estado emocional y mental, al que se le ha asociado un color (Rojo, Naranja, Amarillo, Verde, Azul, índigo y Violeta).

Para mejorar nuestro bienestar físico, emocional y espiritual podemos dirigir la energía de los colores a una parte concreta del cuerpo, aunque la mejor terapia sanadora consiste en equilibrar todos los chakras.

Hay reglas generales de cómo nos influyen los colores, pero cada persona, en particular, puede reaccionar de forma distinta.

Los Siete Puntos Curativos de Chakra

Chakra Base: se encuentra en la base de la columna.

Está vinculado a la conexión con la tierra. Sus principales funciones son la supervivencia y la vitalidad. Físicamente se vincula con los pies, tobillos y piernas. Cadera y recto.

Sentimentalmente, se centra en la estabilidad, los impulsos e instintos. La confianza en uno mismo, seguridad, sentirse cómodo consigo mismo y aceptarse.

Su color es el rojoPiedra roja, marrón o negro.

Primer Chakra. Rojo

El cristal rojo da energía, vigor y estimula.

El cristal marrón revitaliza el sistema nervioso. Aporta alegría, optimismo, vitalidad y positivismo. Intensifica la fuerza interior, absorbe la energía negativa y nos conecta con la tierra.

El cristal negro tiene un poder similar, nos hace ser firmes y elimina el dolor. Aporta felicidad aliviando las preocupaciones y prosperidad. Pensamientos objetivos. Ayuda en la toma de decisiones.

Chakra Sacro: localizado en el bajo abdomen, debajo del ombligo.

Físicamente se vincula a los órganos sexuales, ovarios, estomago, riñones y columna vertebral inferior (coxis).

Se relaciona con los sentimientos, emociones y la sexualidad. Creatividad, sentimientos sobre uno mismo y sobre los que nos rodean, equilibrio emocional y confianza. Sensación de bienestar, energía física, ganas de vivir y deseo sexual.

Su color es el naranjaPiedra naranja, roja anaranjada y ámbar.

Segundo Chakra. Naranja.

CHAKRA PLEXO SOLAR: debajo de la caja torácica.

Físicamente vinculado al aparato digestivo, al buen funcionamiento del sistema nervioso y a la parte baja de la columna vertebral.

Sus funciones son la de afianzar la seguridad en uno mismo y conocerse. Ser feliz. Poder personal, satisfacción, ambición y voluntad. Responsabilidad, toma de decisiones, intuición y justicia.

Su color es el AMARILLO.

PIEDRA amarilla y dorada.

Chakra Plexo Solar. Color Amarillo.

El cristal amarillo es una inyección de optimismo y energía vital. Estimula la mente. Favorece la concentración y ayuda en el estudio. Claridad de ideas. No permite la depresión, el stress, ni la tristeza. Favorece la digestión. Aumenta la motivación para realizar proyectos. Aporta valor.

CHAKRA CORAZÓN: localizado en el centro del pecho, el corazón.

Físicamente equilibra el aparato circulatorio, respiratorio y corazón (hasta la zona de los hombros).

Sentimentalmente se relaciona con el amor, amar y sentirse amado, abarca todo lo relacionado con el cariño, la empatía y el perdón. Equilibra las emociones y las relaciones con los que te rodean (amistad).

Su color es el VERDE.

PIEDRA verde y rosa.

Chakra Corazón. Color Verde.

Los cristales y piedras verdes refuerzan el sistema inmunitario y la sanación en general. Alivian el estrés, otorgan tranquilidad, serenidad en momentos de tensión y son excelentes para la relajación. Aportan sentimientos de generosidad, ayudan a la concentración, favorecen la creatividad, imaginación y el talento. Armonía, favorecen la autoestima. Conectan con la tierra.

El cristal rosa te abre al amor y a la sensibilidad. Resolución de problemas. Efecto calmante. Nos conecta con la tierra.

CHAKRA DE LA GARGANTA: la garganta.

Se vincula con la comunicación, con la capacidad que tenemos de expresar nuestros pensamientos y sentimientos. Oratoria y escritura. Expresiones creativas y artísticas.

También se relaciona con la comunicación interna que tenemos con nosotros mismos.

Su color es el AZUL.

PIEDRA azul celeste.

Chakra Garganta. Color Azul.

El cristal azul mejora la confianza en uno mismo, aporta valentía, decisión y ánimo. Clarifica las ideas, favorece la comunicación (escuchar y oratoria) y la asimilación de información. Calma la mente además del cuerpo físico. Ayuda en la creatividad y en la obtención de ideas. Bienestar y felicidad. Aporta soltura en las relaciones sociales. Reactiva el cansancio mental por exceso de trabajo.

CHAKRA TERCER OJO: centro de la frente.

Físicamente se relaciona con el cerebro, pituitaria y ojos. Dolor de cabeza

Se vincula con la percepción, inspiración, memoria, comprensión e intuición. Sensación de paz. Apertura de la mente.

Su color es el ÍNDIGO.

PIEDRA violeta e índigo.

Chakra Tercer Ojo. Color Índigo.

El cristal índigo aporta paz, abre la mente y aclara las ideas. Es calmante en todo tipo de dolores.  Ayuda en los estados melancólicos. Calma los nervios y libera el stress. Buena para la creatividad. Equilibra el metabolismo. Refuerza los ojos y oídos.

CHAKRA CORONA: encima de la coronilla.

Es el que canaliza la energía vital y el equilibrio de todos los chakras.

Físicamente se relaciona con un cansancio sin causa aparente.

Se vincula a la inteligencia, imaginación e inspiración. Conocimiento, percepción y espiritualidad.

Su color es el VIOLETA.

PIEDRA violeta y blanca.

Chakra Corona. Color Violeta.

El cristal violeta es bueno para la meditación porque relaja la mente y te acerca al conocimiento espiritual. Aporta paz interior y agudiza la intuición. Tiene grandes poderes, da energía, equilibrio, sinceridad, pureza y espiritualidad. Aporta sentido común, sabiduría y crea armonía. Energía positiva. Clarifica resolución de problemas. Calma el dolor. Es un buen limpiador de otros cristales.

El cristal blanco o transparente refleja la energía vital y las energías de alrededor. Es un gran limpiador de otros cristales. Claridad de ideas. Tiene fuertes propiedades curativas y de prevención. Es el mejor limpiador de energías negativas y el más poderoso. Favorece la concentración, pensamientos positivos y refuerza la memoria. Renueva las energías físicas y elimina el stress.

LISTA DE CRISTALES PARA LOS CHAKRAS.

Para más info ver las descripciones de las piedras naturales.

Base. Rojo | Negro: Cuarzo ahumado, Granate, Heliotropo, Hematite, Jaspe Rojo, Obsidiana, Ónix y Rubí.

Sacro. Naranja: Ámbar, Calcita naranja, Cornalina, Citrino, Ópalo de fuego, Piedra de Luna.

Plexo Solar. Amarillo: Ámbar, Citrino, Calcita amarilla, Cuarzo Rutilado, Piedra del Sol (Aventurina), Ojo de Tigre.

Corazón. Verde | Rosa: Ágata musgosa, Amazonita, Aventurina verde, Crisoprasa, Cuarzo Rosa, Esmeralda, Fluorita, Jade, Jaspe, Kuncita (rosa), Malaquita, Olivino, Peridoto, Sanguinaria, Serpentina, Unakita y Vesubianita.

Garganta. Azul celeste: Aguamarina, Ágata azul, Amazonita, Calcedonia, Celestina, Laspislázuli, Turquesa, Sodalita, Zafiro azul.

Tercer Ojo. Índigo | Añil: Amatista, Azurita, Celestina, Fluorita, Iolita, Lapislázuli, Sodalita.

Corona. Violeta | Blanca: Amatista, Cuarzo cristal de roca, Fluorita, Iolita, Labradorita espectrolita, Piedra de luna, Selenita.


Producto añadido con éxito a tu cesta de la compra
Cantidad:
Total:
Hay [ 1 ] [ 0 / 1 ] artículos en su carrito. Hay 1 artículo en su carrito.
Total productos: (impuestos incluidos.
Envío total: (impuestos incluidos. Estar determinado
Impuesto: 0,00 €
Total: (impuestos incluidos.
Seguir comprando Pasar por la caja